Logo
El PP debe cesar al concejal de Cultura y a la directora de Interalmería para sacar la televisión municipal de 'la máquina del fango'

4 de julio de 2024

El PP debe cesar al concejal de Cultura y a la directora de Interalmería para sacar la televisión municipal de 'la máquina del fango'

Actualidad

El PSOE ha exigido a la alcaldesa de Almería el cese del concejal de Cultura, Diego Cruz, y de la directora de Interalmería televisión, como una forma de sacar la televisión municipal de 'la máquina del fango' donde la ha llevado el Partido Popular, en su estrategia de difamación hacia el Partido Socialista y otras fuerzas del ámbito progresista.

Según el concejal del PSOE, Antonio Ruano, "el responsable de Cultura ha demostrado su  incapacidad para acabar con los insultos y descalificaciones que tienen lugar en el programa 'La Tertulia' de la televisión municipal". "Las cinco resoluciones emitidas ya por el Consejo Audiovisual de Andalucía contra dicho programa y la sanción impuesta por la Junta Electoral de Zona, a instancias de este organismo a nivel central, son razones más que suficientes para que el PP considere el cese del responsable político de este medio", ha afirmado.

A su juicio, "lo que está ocurriendo en la televisión municipal supera lo aceptable y confirma que va a la deriva, a merced únicamente de la estrategia del 'difama que algo queda', con un responsable institucional que no es capaz de poner orden y evitar los desmanes que se están produciendo en un medio público como éste", ha señalado Ruano.

Burla

Además, el concejal socialista ha exigido el cese también de la directora del medio, Trinidad Gaitán, al salir en defensa del director de 'La Tertulia', Antonio Felipe Rubio, en las alegaciones ante la Junta Electoral de Zona, tras haber sido denunciado el medio por insultar al ministro de Fomento, Oscar Puente, en campaña electoral.

"Es muy grave que la directora de la televisión municipal se alinee con el director del programa, asegurando que llamar "primate" al ministro de Fomento, Oscar Puente, no es un insulto, pues constituye "una tomadura de pelo a los almerienses y confirma de manera rotunda su incapacidad para seguir ostentando la dirección de un medio público pagado con el dinero de todos los almerienses".   

A su juicio, "es de agradecer que la directora pida disculpas cada vez que algún organismo público realiza una amonestación a la televisión, pero entendemos que pedir perdón no basta, hace falta que actúe para que comentarios ofensivos como los que se producen de forma constante no sigan, porque para eso cobra casi 70.000 euros anuales". "Si no es capaz de hacerlo y permite que se estén vulnerando derechos fundamentales, como el derecho al honor, que se marche", ha enfatizado finalmente el responsable socialista.

 

Compartir
Compartir en facebookCompartir en XVer en InstagramCompartir por emailCompartir en WhatsApp